Pedimos nueva reunión con Teresa Ribera para pedirle que no se penalice a las familias con más hijos en el acceso al bono social

La Federación Española de Familias Numerosas (FEFN) ha pedido una nueva reunión a la ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, con la que ya se ha reunido en dos ocasiones, para recordarle las necesidades de las familias numerosas ante la posible reforma del Bono Social de la electricidad, que el Gobierno quiere hacer para limitar el acceso a esta tarifa social.

Dicha reforma, que se baraja desde hace tiempo, ha vuelto a ponerse sobre la mesa estos días, con motivo de la comparecencia de la ministra Teresa Ribera en el Congreso, donde habló de la Estrategia contra la Pobreza Energética y la revisión del acceso al bono social. La ministra comentó que hay una propuesta trabajada con las asociaciones de familias numerosas y que será una reforma consensuada, afirmación que la FEFN ha recogido solicitando una nueva reunión para seguir definiendo las condiciones de la tarifa social y su aplicación al colectivo de familias numerosas.

La FEFN confía en que la ministra tenga en cuenta todo lo que esta entidad le planteó en las reuniones que mantuvo con ella, la última hace un año, pero ha querido solicitarle un nuevo encuentro para seguir trabajando con ella y recordarle que las familias numerosas tienen unas necesidades especiales de consumo por una cuestión de número. También le recordarán que la mayoría de estas familias llegan justas a fin de mes y viven muy al día porque con varios hijos hay muchos gastos, y que el bono social es una medida de apoyo económico y compensatoria por la aportación especial que estas familias hacen a la sociedad en forma de capital humano.

La FEFN pide a la ministra que tenga en cuenta todo esto y no discrimine a las familias con más hijos, que siempre son las perjudicadas en las prestaciones que se dan en función de la renta. En este sentido, la FEFN pide que si se establecen límites por ingresos, que sean razonables y que se hagan contabilizando todos los hijos y no sólo tres, como ocurre ahora en muchas prestaciones. «Todos los hijos cuentan, todos tienen necesidades de alimentación, ropa, calzado, educación…», explica la Federación.

Deja un comentario